Lactancia, embarazo y coronavirus



"Los bebés nacidos de madres con sospecha, probabilidad o confirmación de COVID-19 deben ser alimentados de acuerdo con las pautas estándar de alimentación infantil, mientras se aplican las precauciones necesarias para el IPC (infección, prevención y control)", destaca la Organización Mundial de la Salud (OMS) en una guía provisional sobre el manejo clínico de la infección respiratoria aguda grave cuando se sospecha la enfermedad COVID-19.


Además, destaca, que al igual que con todos los casos confirmados o sospechosos de COVID-19, las madres sintomáticas que están amamantando o que practican contacto piel a piel o método madre canguro “deben practicar la higiene respiratoria, incluso durante la alimentación (por ejemplo, el uso de una máscara médica cuando están cerca de un niño si la madre tiene síntomas respiratorios)”. “Realice la higiene de las manos antes y después del contacto con el niño y limpie y desinfecte rutinariamente las superficies con las que la madre sintomática ha estado en contacto ", remarcan.


Indican que se debe proporcionar asesoramiento sobre lactancia materna, apoyo psicosocial básico y apoyo de alimentación práctica a todas las mujeres embarazadas y madres con bebés y niños pequeños, ya sea que ellos o sus bebés y niños pequeños hayan sospechado o confirmado COVID-19.


Recomiendan que en situaciones en las que una enfermedad grave en una madre con COVID-19 u otras complicaciones le impiden cuidar a su bebé o continuar amamantando directamente, “se debe alentar y apoyar a las madres para que extraigan leche y le den leche materna de manera segura, mientras aplicando medidas apropiadas de IPC ".


"Las madres y los bebés deben poder permanecer juntos y practicar el contacto piel con piel, el cuidado de la madre canguro y permanecer juntos y practicar el alojamiento conjunto durante todo el día y la noche, especialmente inmediatamente después del nacimiento durante el establecimiento de la lactancia, ya sea que ellos o sus bebés han sospechado, probable o confirmado COVID-19 ", indica la guía.


"Los padres y cuidadores que necesitan separarse de sus hijos y los niños que necesitan separarse de sus cuidadores primarios, deben tener acceso a trabajadores de salud o no sanitarios debidamente capacitados para la salud mental y el apoyo psicosocial”, recomiendan.


Descargue el documento "Manejo clínico de la infección respiratoria aguda grave (IRAG) cuando se sospecha la enfermedad de COVID-19. (En inglés).


* Actualizado el 13 de marzo del 2020.


Foto extraída de lavoz.es

Entradas destacadas
Entradas recientes
Buscar por tags

Solano García 2541 PA 

Punta Carretas
Montevideo, Uruguay

  • Icono social Instagram
  • Facebook Social Icon
  • Twitter Social Icon
  • YouTube Social  Icon

© 2020 

Instituto Uruguayo de Lactancia Materna